El oráculo de Omaha


Publicado en: Empresas, Ideas, Management | 3 Comentarios

Asi le dicen, en la jerga financiera, a Warren Buffett. Está bien merecido. Es que el tipo, sin moverse de esta perdida ciudad del centro de Estados Unidos, logró armar el monstruoso conglomerado Berkshire Hathaway. Su acción creció un 21% anual compuesto desde que fue fundada hace 50 años. Lo que se dice un verdadero oráculo de las finanzas.

Apuntado por el blog de Bill Gates, en mis vacaciones leí la última carta a los accionistas escrita por Buffett. Por costumbre escribe siempre una carta de reseña de lo ocurrido en el último año. En este caso, por cumplir la compañía 50 años, fue más extensa e incluye una sección imperdible “Berkshire – Past, Present and Future”.

Buffett es un sabio de las finanzas. Pero con una perspectiva más amplia, lo que impresiona es su capacidad de pensar con independencia. En sus 50 años como inversor, nunca se dejó llevar por la moda ni por la opinión de “expertos”. La capacidad de no ceder a la multitud, sino evaluar en base a un criterio propio y una revisión crítica de la información disponible, es admirable. Todos decimos o creemos ser independientes, pero somos muy – demasiado – influenciables por el pensamiento del momento.  Buffet no se aparta un metro de sus propias ideas. Un ejemplo: como no entiende de tecnología, nunca, ni en la fiebre de internet de los noventa ni en la segunda ola de redes sociales y smartphones, Buffett invirtió en este sector. Su investment criteria dice que buscan “Simple businesses – if there’s lots of technology, we won’t understand it”. Y otro quote genial sobre su anclaje en first principles:

Whatever their line, never forget that 2+2 will always equal 4. And when someone tells youhow old-fashioned that math is — zip up your wallet, take a vacation and come back in a few years to buy stocks at cheap prices.

Hay otras dos características de su pensamiento que destaco para tratar de copiar. Una es su legendario foco en el largo plazo

Since I know of no way to reliably predict market movements, I recommend that you purchase Berkshire shares only if you expect to hold them for at least five years. Those who seek short-term profits should look elsewhere.

La otra gran virtud de Buffett, a mi juicio, es su capacidad de liderazgo sin hacer micromanagement. Muchas empresas familiares, cuando consideran una venta, buscan antes que nada ofrecerla a Buffett. Saben que en el paraguas de Berkshire la empresa podrá conservar su cultura y su forma de hacer las cosas. Buffett compra negocios cuyos fundamentales están en orden (“Forget what you know about buying fair businesses at wonderful prices; instead, buy wonderful businesses at fair prices”), y luego los deja crecer con mínimos cambios de management. 

Finalmente, una observación general: creo que muchas empresas, aun con pocos accionistas, se beneficiarían escribiendo “cartas anuales”. Es una oportunidad extraordinaria para ordenar los pensamientos, pasar a blanco sobre negro la estrategia, y comunicar el racional de la dirección elegida. Es sin dudas un valor importante para cualquier CEO o Presidente de Directorio, aunque no sean Warren Buffett.

 

3 comentarios

  1. santiago

    La leí, es genial. El otro que me gusta como independent thinker es Ray Dalio. Tiene un libro de “Principles” que está bueno.
    Saludos!

    Responder
  2. tuto

    Como decís, lo impresionante de este tipo es los principios que tiene, cómo se apega a ellos, y la inteligencia para usarlos efectivamente. Recomiendo Warren Buffet’s way, es súper interesante ver sus influencias y cómo hace un blend de ellas. Comprás sus acciones?

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>


arriba